Páginas vistas en total

lunes, 5 de febrero de 2018

      Indicaciones de limpieza de colón y otros
ENEMAS, LIMPIEZA DEL COLON= ayuda del vaciamiento intestinal
                                                                          mediante  agua introducida por el ano.

       
LA BOCA es la primera parte del Tubo digestivo y si ella trabaja mal,
no es posible esperar que el resto esté bien. Toda desorganización en la BOCA, necesariamente resultará en trastornos digestivos a todo nivel,  lo más grave es la RETENCIÓN DE DETRITUS A NIVEL DEL INTESTINO GRUESO.
Allí se produce un bloqueo que auto intoxica al organismo, convirtiéndose esta situación en un círculo vicioso. El agotamiento del Sistema inmunológico (Sistema defensivo del cuerpo)  se hace evidente y la persona se siente mal.
La limpieza del Colon, de inmediato alza las defensas Propias del Organismo.
Un simple enema, por lo general, mejora considerablemente un severo dolor de cabeza, un insomnio de años, o un dolor en cualquier parte del cuerpo.
Se pueden efectuar los enemas por uno mismo en casa o con la ayuda de un profesional con una Máquina para Limpieza Colónica, muy común en países como Alemania, EEUU y otros (Terapia de Limpieza de Colon)



¿Qué son los enemas?
Son lavados intestinales, lavativas (foto)
Muy recomendable hacer toda esta limpieza en el baño junto a la poceta.
Esta bolsa se cuelga en una parte alta en el baño, por ejemplo en el gancho donde se pone la toalla de baño. Se coloca agua del grifo tibia en esta
 bolsa plástica y la cánula  untada con vaselina y aun estando de pie, se introduce por el ano. Luego uno procede a agacharse para arrodillarse y quedar por debajo del nivel de la bolsa con agua, de manera que el agua baje fácilmente.
Normalmente uno se arrodilla sobre un cojín envuelto en plástico y le pone encima una toalla gruesa, para que sea suave a las rodillas. O si se tiene una banqueta tipo camilla bajita, el  paciente  puede colocarse recostado.
Así uno queda en posición más baja que la bolsa con agua para que el agua penetre al intestino por gravedad. No es necesario retener el agua, apenas se sienta que se está lleno, así sea que haya entrado muy poca agua, sentarse en la poceta y expulsar lo que salga.
Ir así repitiendo la operación durante una hora si es posible, con paciencia, al menos, al principio. Los enemas deben ser periódicos, es recomendable hacerlo por las noches antes de acostarse o la hora que les venga bien. Se trata de una limpieza por dentro que deberá hacerse con la conciencia de que hay retenciones endurecidas que ameritan paciencia y constancia. Es cierto que la flora intestinal antigua y malformada se tirará, pero no olvidemos que la DIETA DE RECUPERACIÓN hará que esa flora se recupere aceleradamente  y demás tejidos también  se estén REPONIENDO al mismo tiempo.

Este tratamiento no posee limitaciones de edad,
RECOMENDACIÓN: Para personas que han sufrido de estreñimiento repetido, es muy conveniente beber agua de semillas de lino (linaza) después de practicados los enemas. Esta semilla al ser hervida provee de una gelatina que suaviza y nutre las mucosas irritadas, tanto se puede beber, como también es muy recomendable colocar un poco de esta agua de linaza, en la última agua que se introduce al intestino, de modo que quede allí parte de esta gelatina que irá suavizando las mucosas intestinales.

Algunas ayudas adicionales a los enemas
          Si por diferentes razones, os cuesta colocaros enemas. Se puede probar con el Sistema de goteo de aceite de ricino.
Consiste en que cada mañana por bastante tiempo, seis meses o más, colocar en la boca una CUCHARADA de MELAZA DE CAÑA y sin tragarla todavía, colocar también una cucharadita de las de té de ACEITE DE RICINO, de manera que la melaza envuelva el ricino y se traguen juntos. Esto sirve para camuflar el olor-sabor del ricino y al mismo tiempo la ingestión de melaza devuelve minerales al organismo, cuyo fin es recuperar la flora bacteriana intestinal. La flora intestinal en estado no muy sano debido a la retención de las heces, será barrida poco a poco y repuesta de la misma manera. Quizá parezca que este sistema de goteo, no hace nada, pero los resultados se dejan ver de manera suave en unas pocas semanas.
Como coadyuvante recomiendo a los que hacen este sistema de goteo,  al mismo tiempo que toman el ricino-melaza por la mañana, hacia el medio día tomar un preparado de: zumo de dos o tres limones, agregarle un buen chorro de buen aceite de oliva y una media cucharadita de las de café rasa, de CLORURO DE MAGNESIO en cristales o en polvo.

TERCERA PARTE-ALGUNAS AYUDAS
LAVADOS NASALES: Un tazón de agua tibia del grifo ligeramente salobre
(usar sal marina, no refinada) sorber fuertemente por la nariz y expulsar
por la boca hasta terminar el tazón, repetir por lo menos tres veces al día
o al menos antes de dormir y al levantarse. A los niños pequeñitos se les
puede ayudar con una jeringa sin aguja.
LAVADOS DENTALES: Usar sal marina, untar el cepillo con un
poquito de pasta dental y luego con la sal seca y cepillar encías y dientes
después de cada comida. Siempre en forma vertical “desde la encía al
diente” con orden por dentro y por fuera. Usar antes hilo dental por si
existen zonas de retención.
LOS OIDOS: remojar un diente de ajo ligeramente picado en un
poquito de aceite de oliva, colocar en un pequeño frasco -gotero. Colocar
medio goterito de ese aceite con ajo en cada oído por la noche antes de
acostarse. Esto va remojando el cerumen endurecido por la falta de
función y va limpiando poco a poco las vías auditivas, evitando dolores
en la recuperación. El ajo actúa como germicida. Cambiar el preparado cada dos días, se descompone como toda verdura.
OTRAS RECOMENDACIONES:
Tomar sol por las mañanas
Comer a las horas y la fruta ANTES de comer o entre horas de alimento.
No permitir que un niño se salte el desayuno, ni tampoco los adultos.
Desayuno recomendado: frijoles: caraotas (=frijoles negros), lentejas, etc. avena o cebada remojadas en agua de beber, agregar miel si apetece.
.
En caso de sentirse perdido sin la “leche” usar LECHE DE SOJA
Usar chocolate de taza. O maicena cocinada, etc.
Un buen trozo de pan integral con lo que guste (ningún lácteo)
Si el niño come en Colegio, decir que no le den lácteos.
Baños en el mar y baños termales cuando sea posible.


No hay comentarios: